sábado, 12 de diciembre de 2015

Carne en salsa para niños, con lentejas

Carne en salsa para niños, (con lentejas)  ¡Hola! He tomado la costumbre de hacer carne en salsa todos los miércoles o, al menos una vez por semana. Y es que mis hijos no quieren comer ni verduras ni legumbres. Las verduras las meto en todos los platos que sirvo en casa, las bato y las echo a la olla. Pero la legumbres es otra historia y mi chiquitillo no quiere saber nada de ellas. Ya hice esta carne en salsa y le metí un bote de garbanzos triturados, aquí está la receta, y se comió la salsa con mucha ansia, le encantó y mojó mucho pan. Que contenta me puse cuando lo vi comerse los garbanzos, aunque para él solo era carne en salsa muy rica.


 Pues he probado la misma carne en salsa pero he cocido poco más de medio vaso de lentejas, las he triturado y las he echado a la salsa y ha sido el mismo resultado. Todos se comieron la salsa sin rechistar. Eso sí, es un secreto que guardaré celosamente; nadie sabrá cual es el ingrediente secreto de esa salsa.
salsa con lentejas
600 gr. de carne de cerdo.
1cebolla mediana.
1 pimientos grandes.
1 berenjena mediana o chica.
1 brick grande de tomate frito.
Laurel, aceite de oliva, nuez moscada, tomillo, sal y pimienta.
Poco más de 1/2 vaso de lentejas crudas para cocer.

Cuece las lentejas en agua y una vez que están blandas, tritúralas bien; resérvalas para añadirlas a la salsa.
Echa en la cazuela la cebolla troceada con el aceite caliente y añade un poco de sal, deja que poche un ratito con la cazuela tapada y a fuego lento.
Trocea los pimientos y la berenjena en trocitos chicos.
Cuando la cebolla esté a medio hacer añade los pimientos y la berenjena troceada.
Echa las especias a la cazuela y sigue cocinando las verduras a fuego lento y con la cazuela tapada. 

lentenas cocinadas Cuando veas que empieza a faltarle un poco de líquido puedes echar un poco de agua para que se ablanden más las verduras. Lo mejor es no tener prisa para que las verduras desaparezcan del plato y nadie las note.
Añade la carne cuando todo esté ya blandito. Deja que cueza un rato, hasta que la carne esté casi hecha.
En cuanto veas que la salsa ha reducido hasta la mitad, echa las
Lentejas cocidas y trituradas y el bote de tomate frito y deja que cueza hasta que la salsa reduzca. Ahora tienes que estar más pendiente de la salsa porque el tomate frito se empieza a casi pegar y hay que mover lo de vez en cuando. 

Sírvela con la guarnición que te apetezca y pon mucho pan sobre la mesa.
Las lentejas cocidas solas no tienen un sabor muy pronunciado así que si se meten en la salsa no de dan un gusto especial y nadie sabe que se las está comiendo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Hola, ¿Has probado este producto? ¿Coincides con mi opinión?
Te devolveré el comentario accediendo a tu blog desde tu perfil. No dejes links en los comentarios porque los eliminaré.